Hemos hecho hoy la segunda sesión de pruebas de bodypainting. A pesar de la falta de sueño, la inexistencia de maquillaje y peinado, la falta de experiencia de Laura y la mia de coherencia, ha estado muy bien.

Aquí van 3:


Esta es la foto que mas me gusta.


Esta es la foto que mas me gusta.


Esta es la foto que mas me gusta.


Los dibujos que ha hecho Bea a Laura han quedado preciosos, y ademas ha estrenado su D50. Laura se ha portado increible para ser su primera sesión de fotos y hemos descubierto que cuando tiene hambre y/o juguetes sale mucho mejor.

El dia ha sido un poco denso, sobre todo porque no he dormido, y a las 10 de la mañana estaba destrozadisimo, y claro, para sacar fotos tienes que estar en forma, animado y esas cosas. A las 12 he ido a por un sensor swab para limpiar la camara pero la caja de sensor swabs del unico importador de madrid, se habia extraviado.

Igual que el tren de Misaki, ya que en atocha el indicador de la hora de llegada del Alaris parecia de Microsoft “Quedan 18 minutos” “Quedan 23 minutos” “Quedan…”

Por la noche hemos cenado en el Kawara, Mithrail, Diana, Misaki, Musidora, Lara y yo, y me lo he pasado genial. El sushi me ha resucitado totalmente, porque estaba en baja forma. Casi me da un soponcio total comprando los medallones de pollo del DIA que tanto deseaba Hellkaiser para la cena de nochevieja

Por suerte el Kawara ha vuelto a abrir. El cocinero (y dueño) ha estado muy enfermo y por eso se encontraba cerrado. Se han disculpado 12 veces por no haber estado abiertos, han dado recuerdos para elenita, y como siempre estaba todo riquisimo.

Y he recibido regalos guays de navidad. Les infants terribles me lo he leido de un tiron y me ha parecido maravilloso. Me lo ha regalado Bea. Y un señor con cachaba y chapela que trae regalos a los niños en el pais vasco (no recuerdo como se llamaba, creo que otorrino, o lehendakari o algo asi) ha dejado una nota y helado en el congelador.

Y me voy a dormir que me muero mucho de sueño.